Ediciones
Desplaza

Cuando visites Sudáfrica, hay algunos sitios que no puedes saltarte y algunas actividades que NO puedes dejar de hacer. Ciudad del Cabo, las Winelands, la Ruta del jardín, Johannesburgo y el Parque Nacional Kruger deben formar parte de tu itinerario, sí o sí. Pero, ¿qué tienen estos sitios que los convierte en especiales? ¿Qué experimentarás y saborearás en ellos? Hemos pedido a reconocidos bloggers locales que nos lo cuenten. [Foto: Turismo de Sudáfrica]

Ciudad del Cabo: una fascinante fusión

Normalmente listado como uno de los mejores destinos de viaje del mundo, Ciudad del Cabo, también conocida cariñosamente como Ciudad Madre, seduce a sus visitantes desde el momento en que ponen un pie en ella. Su fusión de culturas, su gente relajada y tranquila, y sus maravillosos paisajes constituyen una belleza de proporciones únicas, coronada por la icónica Montaña de la Mesa. Aquí en la punta de África, donde las montañas se hunden en el mar, uno encuentra una mezcla artística, musical, literaria y gastronómica especial que ha creado un lugar de diversidad en el que las influencias internacionales se mezclan con toda naturalidad con las infusiones de Cabo Malayo y las tradiciones africanas.

Lo que no debes perderte: dar un paseo a lo largo del paseo marítimo de Sea Point, desayunar en el Oranjezicht City Farm Market y admirar la puesta de sol en Signal Hill mientras observas cómo la luz va desapareciendo lentamente sobre el Océano Atlántico.

Cada año, entre noviembre y enero, los Jardines botánicos Kirstenbosch albergan una serie de conciertos de verano en los que los invitados se relajan sobre el césped con sus cestas de picnic, mientras disfrutan de las mejores actuaciones musicales de Sudáfrica.

Es una auténtica joya situada en la línea costera de False Bay, en el barrio de Kalk Bay, donde fácilmente podrías perderte, entre su enérgica comunidad, sus excelentes tiendas, su amplia selección de restaurantes y sus inmejorables vistas. Sobre todo prueba el pescado con papas fritas en Kalky’s, en el mismo puerto, y después haz también una parada en el Olympia Café o en la librería de Kalk Bay. Y por la noche, te espera el teatro de Kalk Bay y los muchos bares con vistas al océano y con entretenimiento de calidad.

Dawn Jorgensen es The Incidental Tourist, una galardonada blogger de viajes, abogada defensora de la Tierra y buscadora empedernida de belleza.

[Fotos: Kirstenbosch: Jason Bagley/Flickr; Kalk Bay: Wesley Nitschkie/Flickr]

Cape Winelands: una experiencia celestial

Cape Winelands, en Sudáfrica, es uno de los destinos más pintorescos y diversos del mundo para la degustación de vinos. Con más de 800 destinos conocidos para la degustación de vino, a veces es fácil desestimar una joya oculta como Hermanus, a tan solo una hora de Ciudad del Cabo. Esta histórica localidad costera, conocida por los observadores de ballenas, los amantes de los paseos por la playa y los artesanos, también alberga el valle del vino de Hemel en Aarde, donde encontrarás más de 16 viñedos repartidos por la sinuosa carretera que sube la montaña.

El especial microclima del que goza el lugar es sinónimo de una amplia variedad de vinos, desde el refrescante Sauvignon Blanc y el Pinotage Rosé, a los galardonados Chardonnay y Pinot Noir, que simplemente tendrás que maridar con platos tradicionales sudafricanos como la suculenta gacela saltarina (o antidorcasmarsupialis), la calabaza dulce frita o el delicioso bobotie.

Obligado realizar un maridaje de vino y comida en Creation Wines, donde podrás disfrutar de una delicia culinaria de siete platos mientras gozas de maravillosas vistas sobre la finca. Alójate en la High Season Farm y a continuación explora viñedos galardonados como, por ejemplo, la de Newton Johnson y Bouchard Finlayson. Un día de degustación de vinos no será completo sin una cena al atardecer en el restaurante La Vierge, mientras los tonos del valle se van volviendo naranja a medida que, sin prisas, va cayendo la noche.

Tampoco puedes dejar pasar la oportunidad de dar un buen paseo por la playa de Hermanus. La temporada de ballenas es entre junio y diciembre, así que asegúrate de tener los ojos bien abiertos cuando mires al océano, ya que quizás veas a alguna de estas gigantes y tranquilas criaturas en la bahía. Todos los sábados, los residentes del Hermanuspietersfontein Market dan la bienvenida a jóvenes y mayores para que degusten los productos locales, descubran creaciones artesanales y disfruten de entretenimiento en vivo.

Con tantas experiencias en oferta, no hay duda de por qué este lugar se llama ‘Hemel en Aarde’, que en afrikáans significa ‘Cielo y Tierra’.

Leanne Beattie es The Wine Girl Cape Town. Su misión es visitar los 800 viñedos de la región de Western Cape.

[Fotos: Creation Wines; La Vierge]

La Ruta del Jardín: donde la naturaleza se fusiona con la aventura

Si hablamos de la Ruta del Jardín, la viajera que hay dentro de mí no podrá dejar de explicarte todo lo que sabe de las aguas cristalinas que bañan esta zona costera y las sinuosas carreteras que la recorren a través de maravillosos paisajes, así como de los famosos y exuberantes bosques que la recubren para que tu viaje sea todavía más agradable.

Si deseas disfrutar de un fin de semana repleto de diversión mientras exploras la Ruta del Jardín, el número de actividades saludables pero extremas son casi infinitas. Fíjate bien el arnés y empieza a divertirte en las tirolinas del Tsitsikamma Forest, o practica rafting y canyoning en el Río Storms.

Para los adictos a la adrenalina como yo, nada puede superar la experiencia de bungee jumping y, más concretamente, la sensación que te producirá saltar a 216 metros de altura por encima del Río Bloukrans, el salto más alto que puedas practicar en todo el mundo. Si puedes, mantente alejado del Santuario de los Elefante, ya que es una experiencia que puedes vivir en otros puntos del país.

Pasa una noche en el Knysna (el paraíso de las ostras) en los recientemente construidos apartamentos ‘The Views‘, situados a pocos metros de la playa. Por la tarde, haz una parada en los espectaculares Knysna Heads y disfruta de un crucero turístico de placer, para después maravillarte ante la puesta de sol, antes de sentarte a cenar en el Cruise Café. Si continúas explorando la Ruta del jardín, te recomiendo que te desvíes un poco y te dirijas a Oudtshoorn para descubrir las Cuevas Cango. No te olvides de irte deteniendo en los puestos de comida para disfrutar de las delicias caseras sudafricanas, y para visitar también los viñedos, donde podrás degustar maravillosos vinos, explorar el Wilderness National Park y acabar la excursión divirtiéndote en la playa de Mosselbaai.”

Noxolo Kapela es una amante de los viajes y las aventuras, que narra en su blog blackcasegirl.co.za.

[Fotos: South African Tourism]

Johannesburgo: come a conciencia

Johannesburgo es una ciudad enigmática y vibrante que está en constante evolución. A los joburgers les encanta comer, y su manera favorita de hacerlo es yendo al mercado el fin de semana. Los mejores mercados son el Neighbourgoods Market los sábados, y el Four ways Farmers Market los domingos, este último siendo el más apto para toda la familia. Solemos pasarnos horas deambulando por estos mercados, probando comidas y alimentos diferentes, y charlando con los amigos.

Mi evento favorito es la Winter Sculpture Fair, la cual se celebra durante todo un fin de semana de mayo en un lugar verdaderamente precioso, unos 45 minutos a las afueras de Johannesburgo: el NIROX Foundation Sculpture Park en la Cuna de la Humanidad. La feria está dedicada tanto al arte como a la comida y el vino, siendo ambos productos procedentes de Franschhoek, el corazón culinario del país. Los mejores productores se dirigen a Johannesburgo para recrear la experiencia de cenar en Cape Winelands.

La 4ª avenida de Parkhurst es mi lugar preferido para pasar el sábado en la mañana. Es una de las pocas zonas peatonales de Johannesburgo, y toda la avenida está llena de restaurantes de moda, boutiques y cafeterías de café artesanal. Es una calle maravillosa en la que puedes pasarte horas. Empieza con un almuerzo de media mañana, seguido de un masaje o de una sesión de peluquería, y termina con un café o un helado».

Hasmita Nair de Jozilicious, un blog dedicado a todo lo maravilloso de la ciudad de Johannesburgo y sus alrededores.

[Fotos: Fourways Farmer’s Market; Winter Sculpture Fair]

Parque Nacional Kruger: vete de safari

El Parque Nacional Kruger es uno de los parques nacionales más grandes y diversos del mundo en cuanto a vida salvaje y vegetación, con lo cual venir a aquí a hacer un safari será una de las experiencias más maravillosas que jamás puedas vivir en África. La increíble infraestructura y los alojamientos de un diseño impecable que encontrarás en el interior del parque, hacen que el parque sea de muy fácil acceso y que en él puedas disfrutar de una conducción inolvidable.

Uno de los momentos destacados es cuando conduces siguiendo el Río Sabie por la sección sur del parque, donde podrás observar una amplia variedad de fauna y flora a lo largo del margen del río. Otro momento especial es cuando conduces en dirección al noreste hasta llegar a un lugar en el que coinciden las fronteras de 3 países: Sudáfrica, Mozambique y Zimbabue. ¡Bienvenido al famoso ‘Crooks Corner’!. El Río Limpopo cruza la zona, y está habitado por cientos de cocodrilos e hipopótamos que a menudo toman el sol a lo largo de la cordillera. Las zonas donde tendrás más posibilidades de observar la fauna y flora del parque son siempre los márgenes del río.

Uno de los artículos que no puedes dejar en casa cuando vengas son unos prismáticos. Los animales no siempre estarán al lado de la carretera, por lo que para poder observarlos en la distancia los prismáticos serán esenciales. Tampoco olvides llevarte contigo las suficientes pilas y tarjetas de memoria para la cámara fotográfica, con la que seguro disfrutarás inmortalizando la maravillosa naturaleza que este lugar te ofrece.

Sabine De Gaspari y Sean Hodge son consultores de viajes en África y adictos a todo tipo de viajes, los cuales narran y describen en su blog de aventuras The Travelling Chilli.

 


No hay comentarios

Lo sentimos, los comentarios están bloqueados por el momento.


Artículos Relacionados