Ediciones
Desplaza

Justamente acabaste de convertir tu hogar en lo más ‘hygge’ que pudiste el invierno pasado. ¿Por qué demonios volverías a remodelar ahora tus espacios interiores otra vez? La buena noticia es que no es necesario. Aunque la tendencia galesa de interiorismo, el cwtch, se está convirtiendo en lo más chic del momento, se trata de la extensión perfecta de lo que ya habías hecho para hyggelizar tu hogar, convirtiéndolo en algo todavía más acogedor durante los fríos meses de invierno.

La palabra galesa cwtch (la «w» en galés se pronuncia como una ‘u’) tiene de hecho raíces en el término danés hygge, y ambos significan algo así como “abrazo”, pero al mismo tiempo “armario o lugar para ocultar”. Además el término en ambos idiomas tiene en común el énfasis que pone en el confort, la comodidad y la acogida, es también perfecto para crear un retiro hogareño para la hibernación, lo cual cuadra con el hecho que el término también conlleve en galés un cierto significado de amor, seguridad y pertenencia. En términos de diseño, esto significa la compartimentación de tu espacio para crear rinconcitos cómodos y acogedores, es decir cwtches, en los que hibernar durante los largos y fríos días de invierno.

Personalízalo
El deseo de descanso en espacios acogedores durante el invierno es algo universal que, presumiblemente, debe remontarse a la época de las cavernas en la que sus habitantes encendían hogueras mientras se abrigaban con pieles de animales y pintaban murales. Aunque la tendencia de hoy es algo más pasajero, ciertos hitos de la decoración de temporada (colores neutros, colores profundos, tejidos táctiles, velas y fuegos) continúan vigentes. No obstante, se trata de tu propia cueva, así que deja que tu propia personalidad brille en ella. Decora las habitaciones con pilas de tus libros favoritos, colecciones de recuerdos de viajes y los accesorios de tus hobbies favoritos. Por ejemplo, una caja de instrumentos y objetos de pintar o una bandeja con un kit de elaboración de velas puede convertir un hogar hygge en un acogedor rinconcito cwtch.

Siente el amor
La gran diferencia entre el cwtch y el hygge es su doble significado, el cual puede hacer referencia a un fuerte abrazo, o a un pequeño espacio. Obviamente, en cierta manera un significado forma al otro, por lo que la manera más sencilla de convertir tu hygge en cwtch es hacer que la presencia de tus seres queridos se haga más patente. Coloca reliquias familiares y obsequios especiales como motivos de decoración, crea espacios que inviten a tus huéspedes y llénalo todo con fotos de familiares y amigos.

Asientos junto a ventanas y rincones
Si tu hogar ya ofrece espacios que puedan convertirse en acogedores cwtch, aprovéchalos. Añade una pila de cojines al alféizar de una ventana, o bien un puf o un saco al pequeño rinconcito de una habitación y quédate ahí con tu libro preferido, una manta, una taza de té y tu mascota para que te abrace. Durante el día, la luz natural es esencial para animarte, pero al mismo tiempo puedes colocar una lámpara de lectura para que ilumine el espacio que necesites.

Textiles y texturas
Antes de la industrialización, la producción de tejidos de lana era una de las industrias más importantes de Gales. Hoy tan solo un puñado de fábricas de lana siguen abiertas, y sus productos son apetecidos en todo el mundo. Su atracción atemporal se debe, sin duda, a los métodos de producción tradicionales, el legado y la calidad de cada pieza de tela de lana que producen. No obstante, los textiles galeses se armonizan especialmente bien con las paletas de colores de tendencia actual, combinan perfectamente con los muebles de mediados de siglo y se adaptan muy bien a los diseños de interiorismo. Las alfombras, mantas y tapices hechos de lana de la oveja que vaga por los prados de Gales abrigan, acogen y son agradables al tacto y muy duraderas. No te pierdas el Welshotter y el Felinfach.

Alfombras y cojines
Como hemos dicho, los cojines, mantas y todo tipo de trabajo acolchado y cómodo pueden convertir cualquier rincón en un área de lectura acogedora. Ahora haz lo mismo con cualquier otra parte de tu casa para que todos los momentos del día se conviertan en un espacio temporal de autoestima. Deja que las mantas cuelguen del respaldo de sillas y sofás, añade cojines a sillas de madera, cubre suelos desnudos con alfombras y moquetas. Y antes de que te des cuenta, caminar, ponerte de pie y sentarte se convertirán inmediatamente en algo mucho más agradable y acogedor, y todos los espacios de tu hogar te invitarán a quedarte un poquito más. ¡Y tendrás puntos adicionales dentro de la filosofía cwtch por utilizar textiles galeses!

Separadores de habitaciones
¿Tu hogar no tiene rinconcitos que puedan convertirse en un cwtch acogedor con la ayuda de una manta y un cojín? Tranquilo. Puedes introducir muebles a modo de separadores para crearlos. Por ejemplo, una sala de grandes dimensiones puede convertirse en una biblioteca, un comedor, una sala de televisión, todo ello en un mismo espacio pero cada rincón con un look diferente. Crea todas esas áreas con muebles autónomos, como por ejemplo este precioso sofá de dos plazas, pantallas (transparentes, si no deseas bloquear la luz natural), y una paleta de colores distintivos (pinta la esquina de una habitación de un color diferente, o usa papel de pared para diferenciar esa esquina del resto de la habitación).

¡Nosotros brindamos por el cwtch!
Has redecorado tu casa, has creado pequeños y acogedores espacios por todos lados, has pasado de usar tejidos habituales a utilizar textiles galeses tejidos a mano, y le has añadido un toque personal con detalles especiales. Ha llegado el momento de estirar las piernas, relajarte y disfrutar de tu rinconcito de inspiración cwtch con toques galeses. Un plato de galletas saladas con quesos galeses, seguido de un pastel de frutas, es la comida perfecta. Combínala con un té de Gales o una cerveza Cwtch Welsh Red Ale de la destilería artesanal Rebel. ¡Salud!


No hay comentarios

Lo sentimos, los comentarios están bloqueados por el momento.


Artículos Relacionados